Diseñando sistemas de bienestar

Diseñando sistemas de bienestar

Los sistemas son metodologías establecidas para lograr un objetivo. Si miramos de cerca nuestra vida personal, vemos que hay sistemas establecidos quizás formados por si solos, por nuestras decisiones o por el ambiente socio cultural en donde vivimos.

Si observamos nuestro día a día nos damos cuenta que ya tenemos rutinas pre establecidas que demuestran la forma en que hacemos las cosas o los hábitos que tenemos. Esto incluye, el como utilizamos nuestros tiempo, como tratamos a las personas, cuanto tiempo dedicamos al trabajo, a los hijos, a nosotros mismos, a nuestra familia, que tanto deporte practicamos, nuestra alimentación, entre otros. Estas prácticas demuestran como utilizamos los días, los meses, por consecuente nuestra vida entera.

En los últimos días he analizado algunos de los diferentes sistemas o “rutinas” que funcionan en mi vida. Como ejemplo de esto, tengo diferentes relaciones con familiares o amigos muy positivas, sanas y que aportan un alto nivel de bienestar a mi vida. Estas relaciones no siempre fueron positivas, pero a través del tiempo y el compromiso de ambas personas se fueron mejorando hasta ir creando una nueva interacción.

Así como Picasso diseñaba sus interesantes y sublimes pinturas, de igual forma es posible construir y diseñar sistemas en nuestra vida que promuevan nuestro bienestar personal y el de nuestra familia. Para que un sistema sea de bienestar, todas las personas involucradas deben estar beneficiadas. Si alguna de las personas que haga parte del sistema no esta siendo favorecida, se puede estar creando algún tipo de opresión por lo tanto la rutina no esta siendo funcional.

Esto significa que nosotros mismos podemos construir nuestro propio sistema de bienestar, desde que me levanto hasta cuando me voy a dormir, que profesión deseo realizar, cuales son los pensamientos que tengo en el día, cuanto tiempo dedico a mis hijos, como los trato, llamadas que hago durante el día, incluso mi agenda completa semanal. Para esta práctica de diseño es elemental tener en cuenta la palabra, balance. El balance entre el trabajo, el amor, la salud, el deporte, la recreación y la familia es esencial para la edificación de una rutina que promueva el bienestar para todos.

Para diseñar un sistema de bienestar es importante tener en cuenta:

· Todos los involucrados deben beneficiarse y sentirse valorados.

· Tener un balance entre todas mis actividades, responsabilidades, recreación, entre otras, es completamente necesario.

· Cuando algo del sistema no esta funcionando o me esta afectando negativamente otras partes o el fluir de éste, puedo modificarlo, reemplazarlo o eliminarlo.

· Valores como el compartir, la honra, la alegría, el compromiso y el perdón hacen parte de un mecanismo exitoso.

· Nuestras decisiones siempre tendrán un efecto domino e influenciarán nuestro sistema de bienestar.

· Es muy posible que hayan hábitos negativos que estén afectando mis sistemas actuales, es importante tomar tiempo para reflexionar y detectar cuales son.

· Si mi prioridad es construir un sistema de bienestar para mi y mi familia, esto generará beneficios como una vida en paz, armonía y plenitud.

· Cada acción que realizamos trae una consecuencia importante.

Por que se nos hace tan difícil hacer cambios en nuestra vida?

Por que se nos hace tan difícil hacer cambios en nuestra vida?

Colaboración vs Individualismo

Colaboración vs Individualismo